Tras su temporada de debut en Primera División cedido en el Mallorca con grandes números (4 goles y 6 asistencias), Takefusa Kubo vuelve al Real Madrid, aunque su condición de extracomunitario le cierra las puertas del club blanco.

Por lo tanto, el centrocampista de 19 años, será cedido a un equipo de La Liga que preferiblemente juegue competición europea.

Son varios los clubs que ya han llamado a la puerta del Real Madrid preguntando por la situación del japonés: Granada, Real Sociedad, Sevilla y Real Betis.

Así, si queremos descubrir en qué equipo rendiría mejor Kubo la temporada que viene, tenemos que acudir a la inteligencia artificial. La IA es la única tecnología que responde a la pregunta que se hacen los clubs, ‘¿cómo rendirá este jugador en mi equipo?‘.

Si un club a la hora de hacer un fichaje acude a los datos descriptivos del pasado (big data) cometerá un error, puesto que comparar el rendimiento de un jugador en un contexto diferente es inútil. Solo la inteligencia artificial es capaz de contextualizar a un jugador en un nuevo entorno (club, liga, compañeros, entrenador, sistema de juego…) y hacer predicciones de rendimiento y comparaciones honestas validadas científicamente con el objetivo de reducir la incertidumbre y tomar mejores decisiones.

Otra de los objetivos que tiene un club cuando cede a un jugador a otro equipo es saber en cuál de ellos se revalorizaría más. El modelo predictivo de Olocip, tras otorgar que Kubo jugaría el 60% de los minutos en cada uno de los equipos seleccionados, señala que el centrocampista japonés aumentaría su valor si jugase en Betis o Sevilla, pasando de un valor actual de casi 14 millones de euros a aproximadamente 32,5 millones si jugase en cualquiera de los dos clubs de Sevilla la próxima temporada.

Dicho valor se estima a partir de un modelo de inteligencia artificial que devuelve una cifra objetiva basándose en el rendimiento deportivo del jugador, competición y equipo de origen, y competición y equipo de destino tras las transferencia. También se usa el valor actual de mercado y se tiene en cuenta la edad y la posición del jugador (delantero, centrocampista, defensa…), entre otras variables.

En el apartado deportivo, ofensivamente, Kubo marcaría más goles en el Betis (entre 6 y 7 si jugara el 100% de los minutos en liga) y repartiría más asistencias en la Real Sociedad (entre 5 y 6).

Por otro lado, si el centrocampista japonés jugará en el Sevilla destacaría tanto en centros como en tiros, pases en profundidad y verticalidad de pases. Además, el jugador de 19 años propiedad del Real Madrid, también sobresaldría en tanto en regates totales como efectivos si jugase en el club sevillista.

Defensivamente, Kubo realizaría más entradas totales en el Granada aunque sería más efectivo en el conjunto verdiblanco. También sería superior en el club nazarí en pases bloqueados y recuperaciones de balón.

Por otro lado, el japonés destacaría en el Sevilla en despejes e intercepciones, mientras sería menos veces regateado en el Real Betis. En balones aéreos, aunque realizaría más aéreos en el Granada, tendría un mejor ratio de efectividad en el Sevilla.

En capacidad de pase, el joven interior realizaría más pases si fichase por el Sevilla, aunque sería ligeramente más efectivo en el Betis. Además, efectuaría más pases largos en el Sevilla y sería un jugador más fiable y con menores ratios de pérdida de posesión si jugase en el Betis.

Por otra parte, si fuese jugador del Real Betis, Kubo destacaría en construcción de juego, variable creada por Olocip a partir del modelo de inteligencia artificial considerando la participación del jugador en la creación de cualquier jugada que finaliza en un disparo.

Por último, en cambios de juego, el centrocampista propiedad del Real Madrid tendría mejores números si jugase en el Sevilla en la temporada 2020/2021.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *